Club fundado en 1972. 45 años de historia montañera.
clubalmeriensedemontanismo@gmail.com
También en Facebook, Club Almeriense de Montañismo

miércoles, 25 de marzo de 2009

Actividad con "A toda vela"











El pasado 13 y 14 de junio tuvo lugar la última salida del programa de senderismo de esta temporada que viene desarrollando el Club Almeriense de Montañismo junto a la asociación A Toda Vela.

Tuvimos la oportunidad de compartir esta actividad con el equipo de fútbol de A Toda Vela, pues este equipo de campeones tenía programada su salida de concentración para la misma fecha. Además, se da la circunstancia de que algunos senderistas forman parte de la plantilla actualmente y el resto de futboleros han participado en el programa de senderismo en temporadas anteriores, por esto decidimos que a más amigos, más diversión.

Con esta ilusión nos pusimos en camino bien temprano hacia Laujar. Apenas llegamos, dejamos nuestros pertrechos en el camping y ya con nuestra mochila partimos con la intención de hacer la Senda de la Hidroeléctrica en sentido descendente.

Se trata de un recorrido que presenta algunas dificultades y no menos peligros, debido a los numerosos tramos expuestos que se suceden a lo largo del camino, que por otra parte, es espectacular.

Teniendo en cuenta los riesgos de la ruta, echamos mano de todos los recursos a nuestro alcance con el fin de minimizarlos. En primer lugar la experiencia y disciplina de los jóvenes senderistas, recurrimos también a la ayuda inestimable de Silvia y Mariwendy (que además es la entrenadora de fútbol) por parte de A Toda Vela, y el intenso trabajo de Julia y Carlos como monitores del CAM.

La primera zona conflictiva que encontramos fue donde el camino se aprieta contra una pared rocosa, quedando el margen derecho abierto al vacío. Para pasar esta zona con total seguridad, era imprescindible proteger el paso ante una posible caída. Para ello nos encordamos y fuimos asegurados al cable de acero que existe fijado a la pared.

Poco después, el cauce que antiguamente llevaba el agua desde la presa de la Murilla hasta la Fabriquilla –...de la luz, o sea, una pequeña central hidroeléctrica, que da nombre a la senda- se encontraba precisamente anegado de agua, de manera que para cruzar un pequeño puente que badea un barranco, había que hacer equilibrios por los laterales del cauce. Otra vez se hizo necesario proteger el paso. Fijamos una cuerda guía a modo de pasamanos y a la que poder asegurarse. Y así, anclados mediante mosquetones y cintas a la cuerda, de uno en uno fuimos cruzando el puente, acompañados siempre de los monitores.

Pero la senda nos tenía aún reservada la última aventurilla: atravesar los túneles. Linterna en mano, atravesamos en fila india los dos túneles que salvan por el interior la alta pared rocosa. La corriente de aire fresco surgida de los túneles nos reconfortó para continuar nuestro camino con las altas temperaturas ya típicas en esta época.

Ya en el camping nos dedicamos al montaje de las tiendas de campaña. Luego de una apetitosa cena, el fresco de la noche invitaba a dar un breve paseo nocturno que resultó agradable.

Pasar la noche en saco de dormir y en tienda de campaña no dejó de ser una emocionante aventura para algunos jóvenes senderistas.

El día siguiente se levantó aún más caluroso, por lo que la ruta prevista resultó ideal, pues consistió en subir por el cómodo camino del Nacimiento hasta unas pozas donde los más valientes – que fueron casi todos- no dudaron en zambullirse en el agua, que estaba realmente fría.

Recogimos el campamento y emprendimos el regreso dando por concluido un estupendo fin de semana en el que disfrutamos de aventuras, emociones y compañerismo.

1 comentario:

*************************************************************************************************


CLUB ALMERIENSE DE MONTAÑISMO (Fundado en 1972)




*************************************************************************************************